Garzón Imputado y Hormigón sobre los Republicanos

Concentracionantifranquista

El juez Baltasar Garzón está acusado de prevaricación por intentar abrir la Caja Negra del franquismo. Que se vea el continente pero jamás el contenido es el firme próposito del verdadero poder a la sombra. Pero ahora o más tarde, Garzón u otro, esa caja se abrirá para vergüenza de muchos y en honor a la verdad.

Además está el empeño que parecen tener las administraciones, sean del color político que sean, de borrar todo vestigio que suponga mantener viva la memoria histórica.

A modo de ejemplo el vergonzoso caso que relata Victor Casco en su blog Digo Vivir.

En Cáceres, 196 asesinados por fascistas fueron localizados en distintas fosas comunes y reunidos y enterrados en un espacio habilitado al efecto en el cementerio de la localidad sobre el que se levantó un jardín y un pequeño monumento con una lápida donde se podía leer “Aquí yacen las víctimas de la Guerra Civil”.

Rep1

Al acudir a rendir memoria el 14 de abril familiares de las víctimas se encontraron con que donde antes había cesped sobre una fosa común donde reposan 196 víctimas del fascismo, hoy hay un camino de hormigón. Donde antes había una explanada, balaustradas y un monumento, hoy no hay nada. Sólo la placa arrinconada sobre uno de los muros del cementerio.

Rep2

La historia es siempre una fantasía sin base científica, y cuando se pretende levantar un tinglado invulnerable y colocar sobre él una consecuencia, se corre el peligro de que un dato cambie y se venga a bajo toda la armazón histórica. Pío Baroja.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.