Brujas y adivinos en Rumania

Noticia curiosa e insólita que viene de el país del Conde Drácula, Rumania. Desde hace un mes, allí se empezó a cobrar impuestos a las brujas, y estas no lo vieron venir. Ahora pretenden legislar para que, si las brujas fallan en sus predicciones, penarlas con multas e, incluso, la cárcel, sin que sus conjuros contra el Gobierno parezcan surtir efecto. (Fuente: http://www.chron.com/disp/story.mpl/sp/nws/7417926.html)

oraculo

Apoyo la moción y propongo hacer lo mismo en España. Si la ingente cantidad de dinero negro que se mueve en el ámbito de lo esotérico, paranormal y oculto, pagase impuestos, supondría un alivio para las arcas públicas. Si, además, l@s bruj@s, adivin@s, curander@s, videntes y demás charlatanes y mamarrachos, estafadores todos, fuesen a la cárcel por errar en sus predicciones, se acababa la crisis en este país; sería el resurgir del ladrillo: no se iba a dar abasto construyendo cárceles.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.