Curiosidades y Extrañezas

Dulce Lorraine, canción dedicada al amor de toda una vida

Fred Stobaugh, estadounidense de 96 años, acaba de perder a la mujer que le acompañó durante 75 años, el amor de su vida. Afligido, escribe una carta dedicada a su mujer, Lorraine.

La emocionante carta llega al responsable de un estudio de grabación quién, impactado ante tan excepcional historia, decide ponerle música y voz y ofrecérsela como regalo a Fred.

El resultado es “Sweet Lorraine” (”Dulce Lorraine”), canción dedicada al amor de toda una vida.

Get the Flash Player to see this player.

Menéame Meneame

La amistad entre un niño enfermo y un perro mutilado

Owen es un niño de 7 años que padece una grave y extraña enfermedad muscular y Haatchi es un perro mutilado rescatado de las vías del tren. Cuando ambos se conocieron, surgió entre ellos una entrañable relación de amistad.

Get the Flash Player to see this player.

Menéame Meneame

Lección de japonés

aprende-japones.jpg w=393&h=280Lección de japonés:

1-Abrid el traductor de Google.

2-Escribid “………”

3-Traducid al japonés.

4-Escuchad la traducción.

Menéame Meneame

Perro desesperado pero contento

Por los gritos que da, el perro está desesperado; pero por como mueve la cola, está contento.

Get the Flash Player to see this player.

Menéame Meneame

Perro consigue montar a gata y otras aberraciones

Creía que no era posible, pero me rindo a la evidencia y sí, un perro consigue montar a una gata:

Get the Flash Player to see this player.

Y este otro a una gallina:

Get the Flash Player to see this player.

No hay evidencia gráfica, al menos yo no la he encontrado, que un perro consiga montar a una mujer, aunque intentarlo lo intentan:

Get the Flash Player to see this player.

Pero la falta de evidencias no implica que no lo consigan. Así se explicarían aberraciones como Gallardón, Botella, Rajoy, y un largo etc.

Por último, en este desenfreno interespecies, unos monos intentando violar a un gato:

Get the Flash Player to see this player.

Y otros cruces más extraños aún parece que también se dan:

1891186_730478096975897_1940266196_n

Menéame Meneame

Con 70 años aprende leer, a usar un ordenador y escribe un libro

La historia de Josefa Herrada, Fica, (Gádor, Almería, 1936) es la historia anónima y ejemplar de una mujer excepcional, en un país que promociona a frikis y vocingleros. Una historia que merece ser contada y difundida.

Nace cuando España se interna en un largo y tenebroso túnel de atraso, analfabetismo, pobreza extrema y hambre (al que quieren devolvernos). Sin educación y trabajadora en el campo desde niña, a Fica le fascinaba ver en TV ordenadores donde “la gente escribía en las pantallas”. “Yo veía en la tele a personas que publicaban sus memorias y pensaba que ojalá algún día yo pudiese verme escribiendo las mías en un ordenador. Esa idea me volvía loca”.

Lo primero que tenía que hacer era aprender a leer y escribir, por lo que en 2006 se inscribió en una escuela para adultos. “Con el tiempo, las maestras me hacían dictados y ya no cometía faltas. Y me ponían cuentas cada vez más difíciles, divisiones con varias cifras, y las sabía hacer”.

El día que cambió su vida para siempre regresaba a su casa de la escuela cuando se encontró, de repente, con un establecimiento nuevo. Dentro, vio los mismos ordenadores que había visto en la tele. “Y como soy muy preguntona, entré a preguntarle a un muchacho qué era aquello. Me dijo que era un centro público y que podía apuntarme, y me apunté. Pensé que Dios había puesto aquel sitio en mi camino”.

Aquel muchacho era Pepe Higueras, coordinador de Guadalinfo, un telecentro para dar acceso a internet a las personas en situación de exclusión social. “Empezamos por lo básico, a manejar el ratón y el teclado, aunque ella pronto se interesó por el Open Office. Tenía muchas ganas de aprender, yo no he visto nada semejante en mi vida. Es un ejemplo para todos. Estaba obsesionada con la idea de escribir sus memorias. Venía todos los días, más de cinco horas”

Josefa llegaba a primera hora con un cuaderno donde había apuntado sus ideas la noche anterior, que inmediatamente empezaba a volcar en un documento de texto. A mediodía, cuando el centro cerraba, Josefa se iba a casa, pero a primera hora de la tarde regresaba para seguir escribiendo hasta el final de la jornada. Al final aprendió a escribir con las dos manos. Y ni siquiera miraba el teclado, sólo la pantalla.

Relata Fica: “He ido escribiendo sobre todo lo que me acordaba de mi vida. Todos los días un poquito. De cuando mi padre iba en ayunas al monte y sabía la hora por los astros. Y volvía por la noche con un kilo de harina que comíamos sin aceite. De cuando trabajábamos en las naranjas, o en las uvas, hasta las doce de la  noche; y de cómo nos alegrábamos cuando desayunábamos arenques. Siempre hemos sido trabajadores, muchas veces no comíamos, y la única luz que teníamos era un candil. He escrito de todo, también poesías que se me venían a la cabeza. Si hubiese tenido las herramientas que hay ahora hubiera sido escritora”.

josefa-herrada-leyendo-sus-memorias-impresas

Josefa terminó el libro en 2010, con la ayuda de su editor particular: el coordinador del telecentro. Desde entonces, el documento gestado en Guadalinfo permaneció guardado en un pendrive. Eso no le gustaba: no era un libro de verdad. Entonces volvió a encontrarse delante de la tele, donde continuamente aparecían personas que presentaban libros que a Josefa le hacían pensar, amargamente, en el suyo. Además, en el camino, falleció su marido. A partir de ese día, Josefa no volvió al telecentro. Perdió la ilusión por los ordenadores, por sus memorias y se dejó llevar.

Hasta hace unas semanas, cuando volvió a ser la mujer más feliz del mundo. “Me llevaron engañada como una tonta diciéndome que íbamos a ver una actuación de mi nieta, en el instituto. Y de repente me vi sentada al lado del alcalde, entonces empezaron a hablar de mi libro y cuando lo vi me eché a llorar”. Sus dos hijos, Pepa y Manuel, habían editado para ella, por su cuenta, una pequeña edición titulada Fica: la historia de una vida de superación. Con su sueño cumplido, ha recuperado las ganas de sentarse de nuevo frente al ordenador para seguir contando la historia de su vida. “Escribí para que mi familia supiera lo que era su madre”.

Get the Flash Player to see this player.

Fuente

Menéame Meneame

El canguro cani

canguro cani

El canguro cani, el nuevo tótem de los poligoneros patrios. Descerebrados de Gandía Shore y Rafa Mora, se acabó vuestro liderazgo.

Get the Flash Player to see this player.

Visto en mibrujula

Menéame Meneame

Mientras tanto en Eslovenia…

Get the Flash Player to see this player.

Menéame Meneame

Chimpnology

Chimpnology. Gobierno de españa.

Get the Flash Player to see this player.

Menéame Meneame

Una rata en el Kebab

El Kebab es un enorme trozo de carne de ternera o pollo -nunca de cerdo por ser típico de países musulmanes-, ensartado en un enorme pincho giratorio puesto al calor para que se cocine; más sabroso si el pincho sirve a su vez como barra de pole dance a una simpática rata.

Get the Flash Player to see this player.

Menéame Meneame
 

Necesitas estar identificado para votar

Slo los usuarios registrados pueden votar, por favor, Identifícate para poder dejar tu voto.

Si no dispones de cuenta todaví puedes Crear una ahora.